La promotora vendió chalés en Olocau meses antes de que se aprobara el PAI

Autor: Las Provincias
Fecha: 17/02/2008

Debían tener muy claro que el proyecto iba a salir adelante... Eso, o que les gusta caminar sobre el alambre. La empresa Geinval, filial de Vanguard Investment, empezó a vender chalés en la Pedralbilla muchos meses antes de que el proyecto estuviese aprobado en el Ayuntamiento de Olocau. Si el PAI fue debatido en el pleno a en marzo, casi una año antes, el piso piloto ya estaba construido.

Esto supone que los obreros habían tomado la zona antes incluso de que el plan urbanístico no sólo antes de que estuviese aprobado definitivamente, sino ni siquiera se había debatido en el pleno municipal. La promotora, con el nombre de Geogest, inició la tramitación del proyecto en enero de 2005 al solicitar al Ayuntamiento el inicio del procedimiento por gestión indirecta. El piso piloto estaba ya construido un mes después.

Muy poco tiempo, insuficiente para que la empresa alicantina hubiese levantado ya el inmueble que iba servir de muestra para vender la promoción a sus clientes. Pero es que entonces tampoco estaba claro que la mercantil fuese a construir los 100 chalés en la urbanización La Pedralbilla de Olocau.

"Era un procedimiento público, y como tal, podría haberse presentado una alternativa por parte de cualquier otra empresa", indicó Ascensión Arnal (PP), Alcaldesa de Olocau y portavoz de la oposición cuando se tramitó el proyecto. La concejala afirmó que se realizó esa observación en el pleno.

"El Alcalde (por aquel entonces el socialista José Agustín Agustí) respondió que la empresa era el propietario mayoritario de los terrenos y que en sus propiedades cada uno puede hacer lo que quiera", comentó Ascensión Arnal.

Pero en esta tesis hay algo que no concuerda. Como ya publicó LAS PROVINCIAS durante esta semana, los hermanos Vicente y Ricardo Ortega, que han denunciado a Vanguard Investment por una supuesta apropiación indebida, ya percibieron en enero de 2005 que se habían realizado obras en sus terrenos. Esta fecha es también anterior a la de aprobación del PAI por parte del Ayuntamiento de Olocau.

Pero no sólo se habían iniciado las obras, sino que también algunos de los chalés que se iban a construir estaban ya vendidos cuando el proyecto urbanístico se debatió en el pleno municipal de Olocau. Para entonces, la promoción de La Pedralbilla ya tenía nombre, el de Royal Estate, y había una página web de contacto.

La empresa ofrecía ya los teléfonos y fax que coincidían con los últimos datos de Vanguard Investment antes del traslado que esta semana ha desencadenado en la movilización de sus clientes. Había también un móvil de contacto con una persona de nombre británico.

Según indicó la hoy Alcaldesa de Olocau, en los días previos al pleno en el que se aprobó el PAI (sometido a información pública el 14 de abril de 2005), las viviendas ya podían adquirirse al precio, con el IVA ya incluido, de algo más de 39 millones de las antiguas pesetas (234.000 euros).

Las maquetas con todo lujo de detalles sobre el tamaño de cada una de las habitaciones estaban disponibles. Además, a los clientes se les ofrecía la posibilidad de realizar un depósito de 6.000 euros y abonar mensualidades hasta la entrega de llaves, amortizando un máximo del 20% del precio del chalé.

Días antes de la celebración del pleno en la que se aprobó el proyecto había un mapa de la zona en el que se indicaba qué viviendas estaban ya vendidas y cuáles estaban disponibles.

En ese mapa, más de 50 viviendas ya estaban marcadas como vendidas, mientras que otras seis se habían reservado. El Ayuntamiento de Olocau no publicó la reparcelación forzosa de esta zona de la Pedralbilla hasta principios de diciembre de 2005. Las licencias de obra se concedieron el 23 de noviembre.

Fuente: Las Provincias.